La leche de coco…una bebida para ensalzarse.

SUS CUALIDADES DESDE EL AYURVEDA Y SU INFLUENCIA SOBRE LA MENTE.

La leche de coco es un sustituto vegano de la leche de vaca en adultos. Por ser de origen vegetal, es una bebida sin colesterol, que pese a tener grasas saturadas, presenta triglicéridos de cadena media fáciles de oxidar y metabolizar a nivel hepático. Entre sus ácidos grasos, hallamos el ácido láurico y el ácido caprílico, de acción antiséptica, antivírica e inmunológica.

Aporta riqueza en potasio, calcio, fósforo, magnesio, selenio, cromo, hierro y zinc. Es una bebida rica en agua, vitaminas del grupo B y baja en azúcares simples, lo que hace que sea una opción saludable para personas diabéticas. Contiene fitohormonas que favorecen el equilibrio hormonal y previenen el envejecimiento de los tejidos potenciando la belleza. Además es altamente alcalinizante.

Desde el Ayurveda, es una bebida ideal para contrarresta la sequedad de vata y nutrir sus tejidos, sin generar la dificultad digestiva de los lácteos animales. Para pitta, por su dulzor, color y acción energética, ayuda a calmar el exceso de fuego, suavizando síntomas digestivos como los ardores, la acidificación de la sangre o calmando temperamentos irritables o excesivamente competitivos. Para las constituciones kapha, tomándola diluida, es una de las mejores leches, ya que apenas genera mucosidades excretoras en los tejidos. Así, constituciones flemáticas como kapha, pueden tomarla sin miedo a engordar, generar edemas o confusión mental, ya que su energía es mucho más liviana que la de leche animal. Es efectiva a la hora de nutrir tejidos corporales como el plasma sanguíneo, (rasa dhatu), el tejido óseo, articulaciones o médulas, en especial las vinculadas al sistema nervioso, favoreciendo su funcionamiento y nutrición.

El coco y todas sus versiones culinarias (agua, aceite, pulpa rallada) constituyen un alimento de acción sátvica sobre la mente, aportando ligereza de pensamiento y pureza en las emociones. Es un fruto que ayuda a ensalzar el Ser humano, conectando el chakra corona con formas elevadas de pensamiento, purificándolo y orientando su atención hacia metas más sublimes. Así, el coco es un alimento que ayuda a acerca el espíritu a las inquietudes de los grandes pensadores, filósofos o científicos; en definitiva, a la esencia de aquellos Seres Humanos ocupados en tareas más trascendentes.

Gemma Romero, “Dietética para la evolución de la conciencia”. Coodirectora de AIYA (Asociación Internacional de Yoga y Ayurveda), www.aiyayurveda.com

Próxima convocatoria Octubre 2017 curso Nutrición Avanzada y Bioenergética del alimento.

Deja un comentario